04
ago
08

Corazón vs. Cerebro


Ambos son órganos muy importantes para poder vivir, son los responsables de nuestros actos y son los que nos guían a diario.

Muchas veces y creo que ha pasado a todos que estos dos entran en una disputa, que litigio en el que se ven envueltos y mucho más las decisiones que quedan entre estos contendientes.

El uno se guía por los sentimientos que emanan de él, que guarda y que trata de proteger, y el curioso detalle es que los protege y protege las personas por las que siente algo, aún a costa de su bienestar, soporta dolor para evitar sus salvaguardados tengan un mal mayor o incluso que no los lastime ni la más mínima cosa.

A veces el corazón pierde la noción de lo que es dolor, pues, de tanto que le duele ya no siente aquello, pero se regocija de ver que sus seres queridos ya no sufren, algunas veces prefiere esconderse detrás de una máscara para cubrir su pena, elije su soledad para ver a otros compartir, ironía de la vida que el corazón se pierde a sí mismo en la tristeza con tal de ver a otros felices.

La mente por otro lado, piensa razona y medita, entre otras cosas, es la parte lógica en la toma de decisiones aunque a veces se equivoca. Nos permite ver lo que ocurrirá si hacemos una u otra cosa, las consecuencias de nuestros actos, lo que nos conviene, lo que nos beneficiará y cosas por el estilo.

La inteligencia proveniente de nuestro cerebro nos hace seres intelectuales con mejores ideas de negocio, capacidad para crear, para destruir, para conseguir lo que deseamos, la forma de cómo ganarnos la vida, etc., nos deja ver más allá de nuestras narices, al presente y al futuro, nos permite analizar, combinar, distinguir entre varias opciones, pero a veces no lo es todo, falta algo.

La verdad es que si antes de actuar por impulsos del corazón nos detengamos a pensar lo que hacemos.

Un cerebro que no tiene algo que lo motive a parte de él mismo, y ese algo es el corazón que hace que le metamos más ganas a lo que hacemos pues lo amamos es lo que hace que todo funcione mejor.

El corazón es ciego, sordo, terco, entre otras “virtudes” y con mucha energía pero sin el cerebro que le ayude a canalizar todo ese en el buen sentido no logra mucho pues no mide sus acciones.

Bueno ojala y aprendamos a equilibrar estas fuerzas y podamos ser mejores, y logremos resolver esta pugna.

  • ¿Será posible equilibrar la influencia de ambos en nuestras decisiones?
About these ads

0 Responses to “Corazón vs. Cerebro”



  1. Dejar un comentario

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: